jump to navigation

Registro de cosas antiguas 5 octubre 2017

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Qué mejor manera de volver a hablar de nuestro querido amigo Kitaro que con un deuvedé que mi queridísima hermana me regaló por mi cumpleaños. Pero no adelantemos acontecimientos…

Llegamos a 1.990 y Kitaro decide rehacer su febril actividad musical con un disco que resume la antigua historia de su país y de sus gentes, rodeándose de hasta 45 músicos y un montón de técnicos que le ayudan en la grabación de “Kojiki”:

que es como se llama el álbum de marras, publicado por “Geffen Records”.

Su nombre significa “registro de cosas antiguas” y así se denominaba al libro escrito más antiguo de la historia de Japón, basado en crónicas memorizadas y recitadas de tiempos atrás y que se acabaron recopilando hacia el año 712 más o menos.

Nominado a los premios Grammy, tuvo una edición promocional de sólo tres de sus siete cortes y se reeditó en 1.994, 1.997, 1.998, 2.003, 2.004, 2.006, 2.009, 2.010 y 2.015, además de tener su correspondiente versión en directo,(“Kojiki”, a history in concert”), reeditada en 2.004. Esta última es la que mi hermanita me regaló el mes pasado.

Comenzaremos con el segundo de sus cortes, titulado como “Sozo” ( El nacimiento de una nueva tierra):

Como habréis notado, sobresale la sección orquestal a mitad del tema, dándole una vuelta de tuerca al estilo con el que comenzaba para volver a unirse la orquesta a los sintetizadores de nuestro amigo y cerrarlo con la unión de ambos tipos de sonido.

Seguimos con “Koi” (subtitulado como “Amor y muerte de Izanami”), el tercer corte, de un estilo mucho más romántico que el anterior, con unos preciosos violines y la flauta que toca el propio Kitaro:

Vamos ahora al quinto tema del disco, esta vez en la edición en vivo, en que podemos ver en acción al músico japonés. Su nombre es “Nageki” (subtitulado como “Tristeza en un mundo de tinieblas”):

Mi pobre hermanita me regaló el deuvedé de “Kojiki” pensando que sería un concierto en vivo de nuestro japonesito, pero desgraciadamente sólo se ven imágenes de la naturaleza, de la Luna, del Cosmos, etc…, mientras suena de fondo la música del concierto, pero sin las imágenes del mismo, ni rastro de Kitaro. ¡Cachis!

Pero volvamos al álbum, ya que (ahora sí…) vamos a deleitarnos viendo en plena faena a nuestro amigo en el sexto corte, titulado como “Matsuri” (El festival):

Quizá se os haga un poco repetitivo (y largo…) pero no podéis dejar de reconocer que el ritmillo te engancha.

Finalizaremos con el tema que le da cierre, de nombre “Reimei” (Un nuevo amanecer), que además de la orquesta cuenta con una guitarra eléctrica que mezcla la sensibilidad propia de Kitaro con la fuerza del pop-rock y con el que nos despedimos hasta la siguiente entrada:

 

Anuncios