jump to navigation

Más de Siete 16 febrero 2012

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , ,
trackback

Continuamos el repaso pormenorizado de “Seven” donde lo habíamos dejado, concretamente en el sexto corte del disco, un tema totalmente diferente a lo que estábamos acostumbrados a escuchar del grupo Wolfstone. Nada de rock, nada de celta, nada de violines, nada de gaitas… Tan sólo el piano desnudo del recién llegado al grupo, Andy Simmers, que compone esta bella pieza en memoria de su padre, recién fallecido. “John Simmers” es como se llama y la podéis escuchar aquí:

Y una vez acabado el momento intimista del disco, los Wolfstonianos retoman la senda habitual y nos presentan, en su séptimo corte del álbum, el (para mi humilde opinión) mejor tema del disco, “J-Time”:

Continuamos con el noveno corte de “Seven”, titulado “Crowfeathers”, y que podéis escuchar en esta versión en directo, grabada el año pasado en Glasgow:

Y nos despedimos, tanto de la presente entrada como del disco, adentrándonos en uno de los muchos parajes pintorescos de la costa escocesa. En una de las muchas islas que rodean a Escocia, concretamente en el islote de Staffa (que en nórdico antiguo, el idioma de los vikingos, significa “isla de columnas”) hay una cueva rodeada de columnas de basalto y que sirvió al gran compositor alemán Felix Mendelssohn cuando las visitó en 1830 para inspirarle una de sus oberturas: “Die Hebriden”, Opus 26, (o sea, “Las Hébridas“) más conocida como el nombre con el que se conoce en Escocia a dicha cueva, o sea, “Fingal´s Cave” o Gruta de Fingal:

Fingal (o Fionn Mac Cumhaill, que es el nombre irlandés) es el nombre de uno de los héroes escoceses del poeta James Macpherson que, según la mitología celta, se convierte en el jefe de los Fianna al probar accidentalmente el salmón de la sabiduría.

Después de todo este circunloquio para explicaros el origen del título con el que despedimos el disco, qué menos que poneros la canción en sí. Otra visión musical inspirada en un mismo lugar, “Fingal´s Cave”:

Mendelssohn y Wolfstone no son los únicos que se inspiraron en la gruta de Fingal para componer algún tema. Sin ir más lejos, los archiconocidos Pink Floyd también visitaron musicalmente dicha cueva, con el resultado sicodélico que vais a ver a continuación:

 Ya me diréis cuál de las tres versiones es vuestra preferida… aunque creo que está bastante claro.

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: