jump to navigation

Metamorfosis 12 octubre 2011

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , , ,
trackback

Echando la vista atrás, reconozco que disfruté el álbum “Oxygène 7-13”, pero después de acabarlo supe que tenía que hacer algo nuevo. Debía ir hacia algo completamente diferente. “Metamorphoses” es como una página en blanco para mí, un nuevo comienzo. (Jean Michel Jarre).

Al empezar un nuevo año, todos nos hacemos nuevos propósitos que, difícilmente, solemos cumplir: estudiar inglés, dejar de fumar, hacer dieta, ir a ese gimnasio que pagamos religiosamente cada mes sin aparecer por allí… Pues Jean Michel Jarre decide cambiar su forma de componer su música y decide hacer un disco “vocal”, es decir, como un disco normal y corriente en el que las canciones ya no volverán a llamarse “loquesea Part 1”, sino un título por cada canción. Además, ya no irán una detrás de otra, como un solo corte y separadas por simples cambios de ritmo, sino que tendrán (como cualquier libro o película) un principio, un nudo y un desenlace. Y encima, a diferencia de todos sus anteriores composiciones, CON LETRA.

¿Por qué ese cambio radical? Por varias e importantes razones: la primera, en 1998 Jarre se divorcia de su amor de siempre, Charlotte Rampling,

que no sólo era su compañera sentimental sino también su fotógrafa habitual en la mayoría de discos.

Otra razón es que, a veces, hay que hacer caso al refrán que dice “renovarse o morir”, pues la fórmula de “Oxygène” ya estaba suficientemente agotada después de 24 años haciendo prácticamente lo mismo…

La última, Jarre es ya un cincuentón (aunque no lo aparente, pues se conserva muy bien… seguramente con “ayuda quirúrgica”…) y supongo que piensa que no va a ser eterno precisamente… y que en algo hay que cambiar…

Por estas y otras razones, Jean Michel saca al mercado un disco cuyo lanzamiento estaba previsto para el 25 de octubre de 1999, pero se pospone hasta el mes de febrero del 2000. Su título, como ya habréis adivinado, es “Metamorphoses”:

Después de aislarse en el sur de Francia para renovar su inspiración, mezcla en su estudio las composiciones con una versión primeriza del Pro Tools,

una estación de trabajo de audio digital, que integra hardware y software, con la que Jarre se atreve a ser su propio productor, compositor de letra y música y “cantante”, mediante un Vocoder.

El disco comienza con una mezcla de ambient y techno pop que se titula “Je me souviens” (Yo recuerdo):

Su letra, (si es que a esto se le puede llamar letra…) es la siguiente:

La voz, el árbol, el barco, la entrada, la carne… Yo recuerdo… La casa, el niño, la campana, el cielo…Yo recuerdo… La sangre, la roca, la nieve, el pez… Yo recuerdo… (Je me souviens – Jean Michel Jarre).

La voz femenina que acompaña a la de Jarre no es otra que la de Laurie Anderson, que ya le echó una mano a Jarre en el disco “Zoolook”, del que hablamos anteriormente en este blog. Y otra voz femenina está presente en el disco, esta vez la de la cantante belga Natacha Atlas

Natacha Atlas

(de padre egipcio y de madre inglesa), que se dedica a hacer música proveniente de Oriente Medio y norteafricana, mezclándola con música electrónica (para ver el vídeo, clicad en VER EN YOUTUBE:

Pues esta electrizante voz es la que colabora en el segundo tema del disco, que se titula “C´est la vie” (Así es la vida):

Susurros y gritos, está todo ocurriendo demasiado deprisa, ¿dónde estaba todo esto antes?, ¿dónde comenzó todo?, ¿dónde acabará?. Así es la vida. Te quiero tanto, está yendo demasiado deprisa, amor y lágrimas, susurros y gritos. Así es la vida (C´est la vie – Jean Michel Jarre).

La letra de la canción está en tres idiomas: francés, inglés y árabe, y el ambiente oriental impregna toda la canción.

Jean Michel acudió una noche a uno de mis shows. En aquellos momentos él estaba en plena composición de “Metamorphoses” y me propuso que fuera a su estudio para probar algunas ideas que él tenía en mente. Podéis creerme cuando os digo que, cuando le conocí, Jean Michel me pareció un tipo verdaderamente encantador y muy amable. La primera vez que escuché “C’est la Vie”, el tema en el que colaboré con Jean Michel, pensé que era un modo interesante y diferente de acercarse al tipo de música que hago; por tanto estuve muy dispuesta a intentarlo con ese tema y a hacer un buen trabajo. Jean Michel fue muy accesible en todo momento y muy atento a mis requerimientos en el estudio. Es un hombre muy natural y totalmente humilde, no se lo tiene nada creído. Cuidó muchísimo de mí durante las sesiones de grabación y también cuando hicimos aquella mini-gira por distintas televisiones en Europa. Jean Michel es una persona verdaderamente adorable. (Natacha Atlas).

Y como la cosa va de colaboraciones femeninas, vamos a terminar la presente entrada con otra mujer que también quiso ayudar a Jean Michel a metamorfosearse. Nada menos que Sharon Corr, la violinista del grupo The Corrs:

colabora al final del tercer corte del disco, “Rendez-vous à Paris” (Cita en Paris). Sencillo pero de extraordinaria belleza:

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: