jump to navigation

Donde ruge la vuvuzela… 20 junio 2010

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , ,
trackback

Cuando yo era un chaval (hace ya demasiado tiempo…) solía pasar los interminables y calurosos días de verano con mi familia y mis primos en Madrid. Los días se nos hacían eternos, el reloj no movía sus manecillas y, muy a menudo, me aburría soberanamente.

Uno de mis pasatiempos favoritos (mío y de los chavales de mi edad) era jugar al fútbol, sobre todo a un juego al que llamábamos EL MUNDIAL, pues consistía en una única portería, un solo portero y un número indeterminado de jugadores de campo que debía marcar gol al único portero y que representaba, cada uno de ellos, a un país que se hubiese clasificado para el Mundial de Fútbol.

Todos se peleaban por representar a Italia, Alemania y, sobre todo, a Brasil. En cambio, este bloguero siempre prefería dar la nota (en eso no he cambiado mucho…) pidiendo ser Polonia o la Unión Soviética (sí, desde pequeñito he sido un rojazo…) o, si dichos países ya estaban escogidos por otro más rápido que un servidor, elegía ser de un país africano, a menudo Camerún o Senegal.

¿Y a qué viene todo esto?

Ah, pero…¿En qué mundo estáis?…¿No os habéis enterado que en la tele sólo dan EL MUNDIAL?:

Estos días que he faltado a la cita con vosotr@s, he intentado seguir los partidos e incluso he ido a animar a la Roja en el partido contra la selección suiza, junto a 10.000 gargantas más ante la pantalla gigante instalada en los exteriores del Santiago Bernabéu (lo siento, OBÉLIX, no te hice caso…), con resultado desastroso, por cierto…

Como ya sabréis, el Mundial se está desarrollando en Sudáfrica y si se está caracterizando por algo inusual es que a los jugadores se les anima no con cánticos ni himnos, sino con la puñetera vuvuzela:

Este instrumento, cuyo sonido se asemeja al sonido del elefante o al que haría un enjambre de abejas, no tiene nada que ver con la infinita diversidad de músicas que se hace en ese maravilloso país del continente africano.

Por ejemplo, tenemos la que hace este zulú blanco:

Este señor que habéis visto intentando descuajeringarse las piernas sin conseguirlo, se llama Johnny Clegg y es (además de bailarín), cantante, compositor, antropólogo y un fervoroso activista anti-Apartheid y pro-derechos humanos. Ha sido el gran exportador de la música tradicional sudafricana (aunque, a veces, ha pecado de ser un pelín comercial), poniendo en el mapa a tan remoto país.

De padre inglés y de madre zimbabwense, nació en Bacup (Inglaterra) en 1953. Tras enviudar, su padre se volvió a casar con una periodista sudafricana y, como suele ocurrir, se fue a vivir a Sudáfrica cuando Johnny tenía sólo 7 añazos. Ya en la universidad de Johannesburg, mientras estudiaba antropología, le gustaba mezclar la música zulú con melodías occidentales y letras en inglés.

De todas maneras, este Caballero de la Orden de las Artes y las Letras del gobierno francés, nominado a los Grammy y premiado innumerables veces tanto fuera como dentro de Sudáfrica, siempre será recordado por éste himno antiracista:

No podemos verle, no podemos ver a Mandela en el lugar en que está, en el lugar donde lo retienen. Oh, el mar es frío y el cielo, gris.  Mira más allá de la isla hasta la bahía. Somos todos islas hasta que llegue el día. Cruzamos el agua ardiente. Una gaviota vuela sobre el mar, un silencio roto es lo que sueño, ¿quién tiene las palabras para acercar la distancia entre tú y yo? No vemos a nuestro hermano en el lugar donde le han matado, donde llegaremos a nuestro destino. (Asimbonanga – Johnny Clegg)

Seguiremos desgranando en la siguiente entrada las músicas del país donde los goles se celebran así, bailando:

Comentarios»

irreductiblepuntocom - 21 junio 2010

Protesto, señoría…
Un servidor sólo acepta el color blanco si va combinado adecuadamente con el color del cielo, o sea, blanquiazul. Por cierto, felicitaciones a los TXURI URDIN de la Real (ZORIONAK, TXAPELDUNAK!!!!) y a los alicantinos del Hércules. Nuestros colores van dando el tono más bonito a toda la Liga española…
No me extraña que perdiera la Roja, con siete del bar$a…
Por cierto, tengo un amigo atlético al que ví en Madrizzzz estos días. Resulta que, sin saberlo, estuvimos en Valencia el 27/5/00, cuando ganamos la 3ª copa del rey (con perdón…), cada uno animando a los suyos…
A pesar de todo, cumpliré sin rechistar las cuarenta cuarentenas con las que me has castigao.

Me gusta

1. obelix - 21 junio 2010

¡De acuerdo! eres un rojazo, pero muy “blanquito”. Para que nos podamos ver has de pasar una cuarentena de cuarenta cuarentenas.
No me extraña que perdieran los de la roja; si había 10.000 congregados en los alrededores del Bernabeu animando a 7 del Barça, que no podían hacer entender al resto que lo que corre es el balón y no el jugador. No te perdono. Eres un “adatao”.

Me gusta


Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: