jump to navigation

Tricky! 29 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , , ,
add a comment

Después del atronador éxito de su doble trabajo dedicado a su ciudad natal, la carrera musical de Kepa va lanzada a velocidad de crucero y llega a lugares donde no se imaginaba. Tanto es así que en el año 2.000 saca al mercado un recopilatorio de sus mejores temas de todas las épocas para su difusión exclusiva en Japón, con motivo de una gira por el país del sol naciente. Dicho disco se titula como la presente entrada, es decir, “Tricky!”:

Kepa Junkera - Tricky! 2

que es una abreviatura anglófona de su querido instrumento, la trikitixa.

También ese año coproduce uno de los discos del grupo Oskorri (del que ya estaréis hartos de oír cosas en éste vuestro blog) titulado “Ura”, del que os voy a dejar aquí uno de sus cortes, precisamente el que abre el álbum y que lleva por título el de “Udaberriko lora ederra”:

o al año siguiente, en el que también produce el álbum “Quercus Endorphina” del grupo de txalapartaris “Oreka TX”, cuyos integrantes no son sino Harkaitz e Igor, colaboradores en muchos temas de “Bilbao 00.00h”:

En febrero del 2.001 sale a la luz el siguiente disco de Kepa, dedicado a una de sus hijas, de la que toma el nombre. Se titula “Maren”:

0698

y tiene como referencia especial (aunque no única) las músicas de países del Este, como por ejemplo Armenia, Bulgaria o Albania.

Dicho disco consiguió una nominación a los “Latin Grammy Awards“:

001-latin-grammy-awards-logo-2012

Premios de la música latina o “Latin Grammy Awards”

Menos mal que no se lo dieron, puesto que no se merece estar al lado de “músicos” como Shakira o Jennifer López, la verdad…

De dicho álbum hablaremos en la siguiente entrada…

 

Búsquedas, danzas y dedicatorias 26 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Y ahora, busquemos a Maurizia en el corte número once, titulado “Nondik jo Maurizia” (¿Adónde vamos Maurizia?), que ya apareció en un álbum anterior:

Un diálogo imposible entre el banjo de Béla Fleck y la trikitixa de Kepa Junkera que nos deja mirando de izquierda a derecha y de derecha a izquierda, como si fuera un partido de tenis, viendo cómo la música va superando la red, cual pelota que sale golpeada de la raqueta y va dirigida de un campo a otro, esperando un fallo del contrario que no se llega nunca a producir…

¿A dónde vamos, Maurizia? A las Montañas Rocosas, a los versos de Whiltman, a las colinas de Nebraska, al horizonte sin final de las llanuras, a las mesetas de Colorado, a las praderas al oeste de los ríos, al banjo de los primeros músicos de jazz, a la arquitectura de Chicago, a los bosques de Nevada, a Idaho donde cientos de vascos fueron a pastorear, a las carreteras que recorrió Kerouac, a los tugurios de Nueva Orleans (Kepa Junkera).

Terminamos finalmente el disco con el tema que le da fin, titulado “Arin-Argiñeta & Ortigueira Dantza”, que suena a despedida desde sus primeros acordes:

El lugar donde estamos es Argiñeta, una antígua necrópolis paleocristiana del siglo IX, en el interior de Bizkaia. Junto a ese lugar ha podido crecer una hierba verde que al pisarla se convierte en rocío, formando una suerte de marisma nórdica. A veces esas aguas se confunden con el agua de la ría, porque en Ortigueira, como en todas las rías del norte de Galicia, el mar está y no está. Es fácil imaginar un castro celta. Aquí, en el norte, viene la música a contarnos el pasado de todos esos pueblos unidos por colores, nombres y sonidos. Todos los años, cuando llega el verano, la música celta construye aquí su hogar (Kepa Junkera).

La necrópolis a la que se refiere Kepa es la de la imagen inferior

2

Tumbas situadas junto a la ermita de San Adrián de Argiñeta.

cercana a la villa de Elorrio, a menos de un kilómetro del pueblo y de origen incierto.

Tan sólo deciros que me gusta mucho más la segunda parte del tema, con una gaita gallega espectacular, tocada magistralmente por Xosé Manuel Budiño, que le da un toque final cual guinda de un pastel, a la que no se le puede añadir nada más.

Acabo el recorrido del disco con una última pincelada, y es una foto de la dedicatoria y de un boceto que el propio Kepa me dibujó en mi ejemplar de “Bilbao 00.00h” y que guardo con muchísimo cariño:

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Eskerrik asko, Kepa!!!

Desde la nostalgia hasta la frontera… 23 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Vamos a comenzar la presente entrada con un poco de tristeza y melancolía:

Estamos, podríamos estar, en un café. Podría ser Lisboa la ciudad donde está ese café. Seguro que está atardeciendo. Quizá sea ya de noche. Está lloviendo o acaba de llover. La música va cayendo despacio, como la lluvia. Seguro que tampoco tú habías oído nunca cantar así. La voz tiene algo triste, de ese tipo de tristeza que sólo conoce el que ha nacido en una isla. Un viejo tema de Cabo Verde y la voz de Dulce Pontes recrea ese café al atardecer del que te he hablado, y la vida que hubo antes de que nos encontráramos en él. Se grabó en una toma libre, para que nada rompiese la magia de aquellas noches (Kepa Junkera).

No voy a insistir en los colaboradores de esta preciosa y nostálgica canción, que constituye el séptimo corte del segundo cedé del álbum que os estoy comentando, titulada “Sodade” (Nostalgia), ya que son sobradamente conocidos. Sobresale, por supuesto la encantadora voz de Dulce Pontes, que nos deja embelesados.

Pero despertad de vuestro ensueño…ahora las sorginak (brujas) nos convocan al akelarre:

Danza de brujas en el malecón. Con la luna y el ron han pasado la noche. No duermen con el sol después del aquelarre. Son jóvenes y bellas. Bailan. Se esconden entre las columnas o debajo de las olas. Juegan a buscar corales y esperan a las parejas para cambiarlas de sitio. Dan órdenes al corazón, todas inciertas. Si quieres encontrarlas, nadie te dirá que las conocen, pero muchos las han besado y han bailado con ellas (Kepa Junkera).

Octavo corte, titulado “Zugarramurdi Dantza”, inspirado en las famosas cuevas del mismo nombre (que yo visité hace muchos años y que me decepcionó, pues eran más pequeñas y totalmente diferentes a como me las había imaginado, sobre todo tras la lectura del libro “Las brujas y su mundo“, del madrileño Julio Caro Baroja):

cuevas-de-zugarramurdi_7611595

Zugarramurdiko leizeak o Cuevas de Zugarramurdi

Nada que añadir en lo musical, sólo el inconfundible aroma a continente americano que destilan todos y cada uno de los instrumentos.

Nos vamos hasta la zona vasco-francesa, donde está Berhueta:

Golpean la txalaparta como si se tratase de un xilófono milenario, que una vez se utilizó también como si fuese una voz. Su sonido volaba por encima de los valles, cruzando montes y ríos. Celebraban algo. La música se oye cada vez mejor, como si cada vez estuviese más cerca. Vamos ascendiendo, como la música. Al otro lado de la frontera, en Iparralde, está Berhueta. Llegaremos hasta allí (Kepa Junkera).

La infernal triki de Kepa no le hace sombra a la txalaparta de Harkaitz e Igor, siendo acompañados por el clarinete de Javier Paxariño, el cajón de Sebastián Rubio y la kalimba

kalimba-instrumento-africano-com-12-astes-profissional-14118-MLB4495046493_062013-O

Kalimba o piano de pulgares africano

de Luis Delgado en este noveno tema del disco que se titula, como ya os podéis imaginar, “Berhueta”.

Continuaremos en la siguiente entrada…

Fuentes, cántaros y playas 20 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Esta es la historia de Piti, un viejo acordeonista de Zollo, un pequeño pueblo cerca de Bilbao. El acordeón que suena es un homenaje al que él tocó hasta el último momento de su vida. Dicen que, sentado ante la puerta de su caserío, y escaso ya de fuerzas, cogía el acordeón, lo tocaba, luego lo dejaba, lo volvía a coger y lo volvía a dejar, como si se tratase de un recién nacido al que no hay que acostumbrar a los brazos. Y también es la historia de Iturrigorri (en euskera, la fuente roja) lugar de fiesta y de recreo para los habitantes de Bilbao. Imaginad un día de sol, al comienzo del verano y una gran caravana de montañeros ascendiendo por el monte. La música empuja hacia la fiesta. Y allí, Piti, el acordeonista, seguro que seguirá tocando (Kepa Junkera).

Una persona y un lugar dan nombre a uno de mis cortes favoritos del segundo cedé de “Bilbao 00.00h”, concretamente el que hace el tercero del mismo, “Piti & Iturrigorri”.

De los músicos que colaboran en el tema instrumental anterior, tan sólo quiero mencionar (por no repetirme…) a Faín Dueñas, el percusionista del grupo “Radio Tarifa“.

Pasamos al quinto tema, en el que Kepa Junkera vuelve a tocar con el grupo que le vió dar sus primeros y balbuceantes pasitos sobre el escenario. Nada menos que Oskorri, del que hemos hablado en este blog hasta la saciedad y que no necesita ninguna presentación:

Un alegre tema en el que la triki de Kepa se encuentra muy bien arropada por los oskorritas Antón Latxa, a la guitarra acústica y a las voces, tarea esta última que comparte con Natxo de Felipe (el líder natural del grupo); Txarly de Pablo, al bajo eléctrico; Bixente Martínez a la mandolina y al bouzouki; Josu Salbide a la txirula o txistu; José Urrejola a la flauta y al saxo; Xabier Zeberio al violín y a los coros. Además, cuenta con la colaboración en las percusiones de Luis Delgado, que toca el pandero y la cántara

cantaro-percutido

Tanto va la cántara a la fuente…

que además de ser un recipiente para guardar y medir el vino, también se le pueden extraer sonidos, percutiendo la boca del cántaro con la mano o con la zapatilla o espardenya que véis en la foto superior. Además, también se puede soplar en la boca de la cántara para producir otro tipo de sonidos…

Acabaremos la presente entrada con el sexto corte, titulado “Zumaia”, que a mí me inspira indefectiblemente aromas latinos:

¿Qué ves? Veo playas, árboles, hierba, caseríos, veo el mar, veo versos, veo a los bertsolaris, veo música, remos, hombres remando, veo danzas, troncos, hachas que cortan los troncos, veo mi infancia, el verano, los marineros que salen de pesca al amanecer, veo pueblos, peces, el río, veo llover, veo un acordeón, veo Zumaia (Kepa Junkera).

Zumaia

zumaia-ezagutu-7

Playa de Itzurun, en Zumaia

es la localidad guipuzcoana a la que va dedicado este tema instrumental, en el que interviene el “equipo médico habitual”… y Javier Paxariño, que toca el saxo soprano y del que no he podido resistir la tentación de incluir aquí este precioso tema instrumental suyo titulado “Temurá”:

Continuaremos en la siguiente entrada…

Falis y Karolas 17 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Continuando con el desarrollo pormenorizado de la mayoría de los temas que componen el álbum “Bilbao 00.00h”, empezamos el segundo cedé, que tiene en su primer corte algo así como un resumen comprimido de todo el disco y que se titula “Fali-Faly”:

¿Qué es lo propio? Aquello que hace que podamos reconocernos. Es alegre reconocerse. Leí una vez este verso: “Alegre como cuando dos extraños se parecen”. Fali-Faly significa alegre en malgache ¿Porqué estos músicos vascos, irlandeses, escoceses, malgaches, gallegos, americanos, aportando lo más propio, crean un tema tan común, tan de todos, tan de ninguna parte? Por que consiguen lo mismo que consigue un abrazo: dar lo que se tiene y dar lo que se necesita. Un abrazo es un híbrido, una mixtura. Ahora pienso en muchos hilos que van componiendo una madeja. Coge uno de los hilos y empieza a bailar, enrédate en el hilo, no preguntes de dónde procede. Esta música necesita ese baile (Kepa Junkera).

Como habréis podido comprobar, comenzaba con Justin Vali y su valiha, para irse añadiendo instrumentos y voces a medida que va transcurriendo la canción, siendo Kepa y su trikitixa quien recoge el testigo para pasárselo a Mairtín O´Connor y su acordeón, que a su vez se lo cede a Carlos Núñez y su flauta, para continuar la cadena con Alasdair Fraser y su violín, quien le pasa la vez a mi adorado Phil Cunningham y su inconfundible acordeón, que muy caballerosamente vuelve a cederle el protagonismo a Béla Fleck y su banjo, para ser Michel Bordeleau (zapateando) e Yves Lambert con su voz (ambos integrantes del grupo “La Bottine Souriante”) los que recojan toda la energía positiva que nos transmite esta canción y la transformen en una apoteosis a la que se unen Julio Andrade al contrabajo y al cuatro, Xosé Manuel Budiño a la gaita gallega, Sebastián Rubio al bombo, los txalapartaris Harkaitz Martínez e Igor Otxoa y las voces de Alaitz Telletxea, Maider Zabalegui y la sin par Dulce Pontes.

Y ahora vamos a continuar con el segundo corte, dedicado no a una persona sino a un objeto peculiar:

Una canción lenta para Karola, para que le recuerde el pasado de donde viene y el futuro adonde no irá. Hace años Karola era una mujer que pasaba a los obreros de un lado a otro de la ría. Ahora Karola ya no es una mujer, es un recuerdo. El símbolo de un próspero pasado industrial. Desde su ubicación junto al Palacio Euskalduna y al Museo Guggenheim, mira Karola la nueva fisonomía de la ciudad. Y no siente nostalgia. Su presencia custodia, como si fuese un ángel guardían, la construcción del futuro. No hemos dicho que Karola es una grúa, el brazo vivo de una metáfora (Kepa Junkera).

Este bellísimo tema, dedicado a algo a lo que nadie se le ocurriría dedicar una canción, está inspirado en esta fea máquina, ya inservible y retirada de la circulación y que forma parte del paisaje urbano de la ciudad de Bilbao y del Museo Marítimo de la Ría:

mktEOWL

La susodicha Karola

Debe su nombre a otra Carola, que… pero mejor será que lo explique nuestra amiga la Wikipedia:

“La  grúa Carola debe su nombre a una mujer que cruzaba la ría en un «gasolino» desde Deusto para ir a trabajar en las oficinas de hacienda. Tal era el atractivo de la chica que llegaba a parar la producción del astillero cada vez que pasaba”.

La “culpa” de la belleza de este precioso tema instrumental la tienen, a partes iguales, la triki de Kepa, la flauta de Carlos Núñez, que repite colaboración, como también es el caso de Julio Andrade (que me lo encuentro hasta en la sopa…) y su cuatro, Ángel Unzu y su guitarra española, Tomás San Miguel y sus teclados y, por último, Luis Delgado y su cortina, que no es eso que impide que os vean los vecinos del edificio de enfrente, sino esto otro:

cortina_starsmaker_36_pc_x

Cortina Musical

que es un instrumento de percusión que tiene variadas formas y tamaños.

Proseguiremos nuestra andanza en la siguiente entrada…

Nanas y Marchas 14 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Ahora todavía eres pequeña, Gesala, pero cuando crezcas te hablaré de este tema, que te dedico, por eso lleva tu nombre. Te hablaré de este disco, que nació cuando también tú estabas naciendo. Ahora escucha, voy a tocar esta canción para que te duermas y si te duermes, esta canción será una nana (Kepa Junkera).

Hemos podido escuchar en este precioso tema instrumental, titulado “Gesala”, que es el décimo de los que componen el primer cedé del álbum “Bilbao 00.00h” que llevamos repasando desde hace varias entradas (y las que nos quedan…), en el que colaboran, entre otros, Alasdair Fraser (del que ya hemos hablado alguna vez en este blog) al violín y Liam O´Flynn, a la gaita irlandesa.

De esta tranquila y dulce nana pasamos a algo mucho más movidito, concretamente a una marcha:

Se levanta sobre el mar, como un gran iceberg o como una isla mágica. Se vislumbra a lo lejos, como los grandes barcos en alta mar. Podemos imaginar un tiempo en que esas aguas fueron defendidas y fortificados esos cielos. Pero las líneas defensivas se han desdibujado y en su lugar ha crecido, como formando parte de la misma historia, una ermita. Como si defenderse y rezar fueran la misma cosa. Por las escaleras que llevan a la ermita ruedan los sueños de un caballero andante cuya historia nadie contó (Kepa Junkera).

Qué despacito comienza, con suavidad, como si no nos quisiera despertar de un dulce sueño, pero cómo se va animando a medida que transcurre el tema… Un único “pero” que ponerle al undécimo y último corte del primer cedé, titulado “Gaztelugatxeko Martxa” (La Marcha de Gaztelugatxe) y es esa parte media en la que la txalaparta “nos corta el rollo…”, aunque luego se vuelva a animar al final.

La ermita de la que habla Kepa un poco más arriba y a la que va dedicado este tema instumental es ésta:

Gaztelugatxe

Ermita de Gaztelugatxe

Es un islote situado cerca de Bermeo, unido a tierra por un puente que es el único camino que comunica la ermita situada en su cima con tierra firme y que data del siglo IX.

Respecto a los músicos que intervienen en el tema, deciros que Alasdair Fraser vuelve a hacer de las suyas con el violín, Justin Vali repite con la valiha, Xosé Manuel Budiño hace lo propio con la gaita gallega, Jaime Muñoz toca la flauta, Julio Andrade (¡hombre, qué casualidad…!) al contrabajo, Sebastián Rubio toca el bombo y los txalapartaris Harkaitz e Igor son los que nos “cortan el rollo” en mitad de la composición.

Seguiremos con el segundo cedé en la siguiente entrada…

 

Fandangos, Valses y Arines 9 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Las figuras rupestres saldrán de la cueva, se pintarán con colores más vivos, como los árboles del bosque de Ibarrola. Pasearán por él, encantadas y vivas. Leerán poemas surrealistas, estudiarán arte africano y música. Y jugarán al corro con los niños (Kepa Junkera).

La maravilla que acabáis de escuchar se llamaba “Santimamiñeko fandangoa & Ioaeoe” (Fandango de Santimamiñe & Ioaeoe”), que es el sexto corte del primer cedé del álbum. La primera parte del título hace referencia a la Cueva de Santimamiñe, antiquísima, cubierta de pinturas rupestres de gran valor y considerada como Patrimonio de la Humanidad. Muy cerca de ella se encuentra el Bosque de Oma, pintado por el artista de Basauri Agustín Ibarrola:

bosque_oma_5844_630x

Este bellísimo e inigualable paraje ha sido boicoteado y mutilado por l@s que mantienen diferencias ideológicas con el pintor, defensor de los movimientos sociales contra el terrorismo etarra. Este atentado me parece absolutamente repugnante puesto que la Madre Naturaleza no entiende de política…

En cuanto a lo estrictamente musical, deciros que los músicos que colaboraban con Kepa ya lo habían hecho en otros cortes del disco: Julio Andrade al contrabajo, Harkaitz Martínez e Igor Otxoa a la txalaparta, Carlos Beceiro a la mandolina y a la guitarra braguesa:

img_187136161_1312932387_abig

Guitarra Braguesa, llamada así por la ciudad portuguesa, no por la prenda de ropa interior…

José Antonio Ramos al timple, Justin Vali a la valiha, Sebastián Rubio al bombo y al derbake

Derbake 2

Derbake, Darbuka o Doumbek

y a los coros tenemos a Alaitz Tellechea, Maider Zabalegi, Xabier Solano y a Luis Pastor.

Y en el séptimo tema, tenemos a un viejo conocido. Abrid bien vuestros pabellones auditivos a ver si adivináis quién es…:

Valses y barcos. Baile en el mar, las ropas están mojadas y los brazos abiertos. Pararemos en tres puertos y cuando el barco atraque dejaremos de bailar. Parece que se oyen pájaros. El suelo que pisamos flota. No hay pavimentos de mármol ni lámparas, hay cabos y velas y un gran viento a babor. Giramos el timón y dejamos el barco a merced de las olas. Iremos a la deriva, así no hay modo de navegar (Kepa Junkera).

Estos maravillosos valses, titulados “Muskarraren Balsa & La balso de Combouscuro” estaban interpretados, además de por nuestro amigo Kepa, por el inigualable Phil Cunningham (que ya tuvo su protagonismo en este blog hacia mediados del 2.012 y al que está dedicado este tema instrumental), que toca el piano y el whistle; Alasdair Frasier, al violín (del que también hemos hablado alguna vez en este blog) y, por último, Martin O´Connor al acordeón.

Acabaremos la entrada de hoy con el noveno corte, titulado “Arin Novo”:

Una invitación al baile. Galope de caballos, golpes, saltos de hombres y mujeres jóvenes, besos. La txalaparta y las piedras viviendo a la vez, y el recuerdo de un lugar de Italia, en el Norte, donde esta canción se compuso (Kepa Junkera).

Kepa toca en este tema la pandereta (además de la triki, por supuesto), Julio Andrade (¡OOOOOTRA VEEEZZZ ESTE HOMBREEEE!!!) al contrabajo, Carlos Beceiro a la mandolina, Marie Helène Guillaume a la batería y los txalapartaris habituales siguen siendo Harkaitz e Igor.

Seguiremos en la siguiente…

De Bilbao a Escandinavia… 6 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Fasio y tierra, en la tierra en la tierra donde el Gorbea dejó también su canción, la que tocó Bonifacio Arandia, junto a León Bilbao y Maurizia Aldeiturriaga, formando uno de los tríos legendarios de la música tradicional vasca. Luego otra tierra, la que dibuja Carlos Núñez con su flauta, la que está donde el Cantábrico deja de ser un mar nuestro y anuncia un nuevo mundo (Kepa Junkera).

aretaza_9425_1

De izquiera a derecha: León Bilbao, Maurizia y Bonifacio Arandia, más conocido como Fasio.

Pues al “jovencito” con boina de la trikitixa era a quien Kepa dedicaba el tema anterior, el tercero del primer cedé, con el título de “Fasio & Lurra-Terra”, en el que contábamos con la flauta del archiconocido Carlos Núñez, la valiha de Justin Vali (que vuelve a repetir…), la gaita irlandesa de Xosé Manuel Budiño y el cuatro de Julio Andrade (que también repite):

Cuatro-Venezolano-Semi-Profesional-Estuche-Frontal-ig932_1357854478

Guitarra de cuatro cuerdas o Cuatro

Y ahora, silencio absoluto, porque llegamos a una de mis canciones preferidas del disco, una balada absolutamente celestial, subrayada por la angelical voz de… pero será mejor que la escuchéis…:

Amor mío, ¿dónde estás? No te veo, ni tengo noticias tuyas. ¿Dónde te has perdido? ¿Tanto ha cambiado tu deseo? Me prometiste, no una, sino dos veces, que eras mía (Maitia nun zira? – Kepa Junkera).

Esta canción tradicional de la comarca de Zuberoa, que constituye el cuarto corte del disco, titulada “Maitia nun zira?” (Amor mío, ¿dónde estás?) es un precioso lamento hacia el amor ausente, perdido de antemano y que no se puede volver a encontrar. Y en cuanto a la voz… joder, vaya VOZ… Pero mejor que sea el propio Kepa quien nos lo explique:

La voz de Dulce Pontes regala al euskera sus tonos altos y una calidez que la cadencia del euskera le devuelve, creando una atmósfera de algo que se deshilvana. Su voz, cálida y húmeda como si por ella hubiese pasado la lluvia, es ahora la cuenca de un antiguo río donde fluye también el sonido, parecido a un lamento, del acordeón, que nos recuerda la historia de un portugués que tocaba la concertina y la de un vasco que tocaba la pandereta. El nieto del hombre que tocaba la pandereta y la nieta del hombre que tocaba la concertina grabaron esta canción en Donosti, como un mutuo homenaje (Kepa Junkera).

dulcepontes

Dulce Pontes descansando la voz

Tanto la música como la letra son tradicionales y contaban con la presencia de Julio Andrade (joer, que pesao…) a la guitarra, Tomás San Miguel (otro que tal…) a los teclados, Andrés Bedó al piano y …¡Tachánnnnn…! Paddy Moloney a la flauta irlandesa. Sí, sí, el Paddy de los “Chieftains“, con los que tanto os “apalicé” durante el 2.013.

Y ahora pasamos de la dulzura portuguesa al “infernal” heavy-folk sueco:

Se trataba de “Bok-Espok” (Ni si, ni no), quinto tema del primer cedé, grabado con la inestimable colaboración de Ibon Koteron (del que ya hemos hablado anteriormente) a la alboka y del grupo “Hedningarna“, es decir “Los Paganos”:

korro-musikfestival-hedningarna-1024x613

Los “paganos” en plena acción…

Está compuesto por Hallbus Totte Mattson, a la zanfona; Anders Stake, a la sackpipa o gaita sueca:

1216064677337_f

Para que la disfruten los “soplagaitas” suecos…

y a la nyckleharpa:

4715378-3x2-700x467

Nyckleharpa, mezcla de violín, zanfona y vayaustéasaberqué…

y, finalmente, Bjorn Tollin a la percusión, a la pandereta y a la mandora o guitarra morisca:

mandora1_vorne_200

Como ya me he extendido demasiado, seguimos en otra entrada, ¿ok?

Bilbao 00.00h 3 marzo 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: , , ,
add a comment

Unos pies golpean un suelo de madera, los pies crean el ritmo, no hay otra percusión. Esos pies, igual que en el flamenco, convocan al otro, dibujan un círculo. En este caso, el círculo tiene su centro en el mar, en una isla imaginaria en medio del océano. Hasta allí nos lleva este ritmo, como llevaban los vientos a los antiguos navegantes. Escucha bien, porque si escuchas bien podrás decir: suena como los ecos de la tormenta en los metales, los golpes de las olas en la quilla de un barco, las voces de alta mar. Escucha bien, porque los pies no dicen, cavan hondo, y sale la música como los tallos de la tierra, sonriente y feliz (Kepa Junkera).

Pues sí, amig@s, no había otra mejor forma de comenzar la andadura para desgranar (casi) todos los cortes del disco que da nombre a la entrada de hoy que reencontrarnos con nuestros viejos amigos de “La Bottine Souriante“, al que le dedicamos unas cuantas entradas en este mismo blog durante los meses de abril y mayo del 2.009, entradas que os recomiendo que volváis a escuchar.

En el vídeo anterior, que corresponde al primer corte del primer cedé del álbum y que se titula “Arin Quebec”, escuchábamos a Michel Bordeleau al zapateado (o podoritmia), Regent Archambault al contrabajo, Denis Fréchette al piano, Yves Lambert a la guimbarda, André Brunet al violín, Robert Ellis y André Verreault a los trombones, Jean Fréchette al saxo tenor y, por último, Jocelyn Lapointe a la trompeta. Una magnífica e insuperable sección de vientos que acompañaba a la triki de Kepa.

Y del Quebec nos vamos a Canarias, donde nos está esperando el cantante Pedro Manuel Guerra Mansito, más conocido como Pedro Guerra:

Es la canción la que dibuja el alzado de la casa, la que pone los cimientos, la que abre ventanas grandes en las habitaciones, la que escoge el color de los ladrillos, la calidad del yeso. Y luego es la canción la que enciende el aire y recorre el planeta. De isla en isla traza el primer círculo. De país a país la única palabra (Kepa Junkera).

El tema anterior, segundo del primer cedé, se titulaba “Del Hierro a Madagascar” y tenía como estrellas invitadas (aparte de Kepa y Pedro) al malgache Justin Vali,

justin-vali-rambala-madagascar-253k-vbr_4_616877

que toca la valiha:

photo_

Cítara tubular o Valiha

instrumento típico de Madagascar que suena casi como un arpa, a pesar de su extraña forma.

Otros músicos que intervienen son los guitarristas Julio Andrade y Angel Unzu; Pedro Estevan, que toca el triángulo:

Instrumentos-musicales-triangulo

Sebastián Rubio, la cabasa:

cabasalp234a

que es una especie de sonajero; Harkaitz Martínez e Igor Otxoa, que tocan la txalaparta; José Antonio Ramos, que toca el timple o guitarra canaria:

timple1

Tomás San Miguel, al que también le dedicamos unas cuantas entradas a mediados del 2.012 en este blog, está a los teclados y, finalmente, Alaitz Telletxea y Maider Zabalegi a los coros.

Me encanta la cultura canaria y tengo muchos amigos timplistas. Con Ramos grabé el 4 de abril de 2.008, fue la última vez que le ví en persona. Después hablamos porque él me invitó para la presentación de su disco en Gran Canaria. Para mí ha sido una pena su pérdida a todos los niveles: personal, musical… (Kepa Junkera).

José Antonio falleció el 4 de junio de 2.008, con tan sólo 38 años, de un paro cardíaco. A él le quiero dedicar esta entrada:

Continuaremos en la siguiente…

Larga vida y prosperidad 28 febrero 2015

Posted by irreductiblepuntocom in Music.
Tags: ,
add a comment

Lógica, lógica… La lógica es el PRINCIPIO de la sabiduría, Valeris; no el fin (Spock, hablándole a la teniente Valeris en la película ” Star Trek VI: Aquel pais desconocido”).

Hoy tenía intención de seguir con la discografía de Kepa Junkera, pero como siempre que hay alguna novedad reseñable, no me ha quedado más remedio que cambiar de perspectiva y hacer un pequeño homenaje a uno de mis héroes, recientemente fallecido. Os pido disculpas…

Esta mañana, mientras desayunaba, veía las noticias cuando he visto que nos ha dejado para siempre un actor que interpretaba a un ser de otro mundo, de rostro hierático y modales imperturbables, sangre fría, sin sentimientos y orejas puntiagudas. Y, a pesar de todo ello, entrañable y extraordinario.

Me estoy refiriendo a Leonard Nimoy,

_72794597_72794596

el actor que supo enseñarnos una manera diferente de entender la existencia, cuya filosofía de vida sería altamente recomendable que llegara a más gente, sobre todo en estos momentos, en que el ego de unos pocos intenta barrer al resto de la Humanidad:

Esta pequeña frase, al final de la película “Star Trek II: La ira de Khan“, cuando su personaje, el entrañable Spock sacrifica su existencia para que pueda sobrevivir el resto de la tripulación del Enterprise, se me quedó grabada a fuego para siempre.

Leonard, tú conseguiste que pensáramos que las cosas podían cambiar, que había otra filosofía de vida, e incluso que Sheldon Cooper, otro ser frío y sin sentimientos al igual que Spock, nos mostrara que, a su manera, también es humano:

Allá donde estés, te deseo “Larga vida y prosperidad”. Descansa en paz, Spock…

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.